Atentos
Nacional Sin categoría

«Veo a los chilenos como los nórdicos de América Latina»: Embajador de Suecia sorprende en redes sociales por su apreciación de Chile

El embajador de Suecia en Chile, Tomas Wiklund, ha llamado la atención en redes sociales, sobre todo en Twitter, donde se presenta como el «embajador tuitero», sumando miles de seguidores, comentarios y likes.

Desde su aterrizaje en el mundo virtual se ha convertido en una celebridad en internet, gracias a su estilo cercano, algo poco común en los diplomáticos.

«Fui trending topic y todo», recordó en una conversación con el vespertino La Segunda.

«A la gente le gustó mucho mi selfie en el metro yendo a una reunión al Ministerio de Relaciones Exteriores. Creo que los sorprendió. También fui a almorzar al Mercado Central y por mi saludo por Fiestas Patrias».

«También cuando he hablado de Derechos Humanos. El 11 de septiembre, por ejemplo, rendí un homenaje a mi antecesor, Harald Edelstam, por su coraje y defensa de la democracia, quien durante la dictadura salvó centenares de vidas y abrió las puertas de mi país a mil exiliados», contó.

Wiklund confesó que nunca se había sentido atraído a las redes sociales, pero que fue impulsado por el gobierno sueco, como parte de una tendencia mundial, denominada «twiplomacia».

«Ha sido una muy buena forma para romper con la imagen del diplomático lejano y reflejar igualdad y transparencia, valores que nos interesa transmitir. También ha sido muy útil para que los chilenos conozcan más de Suecia y nuestra relación con Chile», explicó.

«En ese intercambio he aprendido más de la sociedad chilena. Ha sido muy enriquecedor y vamos a seguir así. Me gusta», sostuvo.

El diplomático llegó a Chile hace cinco meses, junto a su mujer colombiana, Mónica, y sus dos hijos de 17 y 13 años, mientras que el mayor se encuentra estudiando antropología en Amsterdam.

Wikund afirmó que la relación de Suecia con Chile «es excelente; tenemos más similitudes de lo que se cree, por ejemplo, en cuanto a la posición geográfica en cada extremo del planeta. También hay similitudes en el carácter. Veo a los chilenos como los nórdicos de América Latina».

Al respecto, aclaró que sostiene lo anterior comparando a Chile con los países caribeños.

«Además, tenemos economías muy parecidas, basadas en materias primas, particularmente en los sectores mineros y forestales… También nos unen valores sociales, como la democracia, los derechos humanos, la igualdad de género y la sostenibilidad».

A esto añadió un «puente invisible»: la comunidad de chilenos erradicados en Suecia. «Es impresionante. Antes de 1970 los chilenos que vivían en mi país eran menos de 100, pero con la dictadura llegaron casi 30 mil personas y hoy es el doble, incluyendo sus descendientes», detalló.

En los pasillos de la legación diplomática destaca el retrato de Harald Edelstam, embajador que salvó a centenares de personas de las fuerzas de Pinochet, quien lo expulsó del país y lo declaró persona no grata.

Por su parte, Wiklund visitó el memorial del Estadio Nacional, sobre lo que manifestó: «Fue bien impactante caminar por ahí, junto a un guía que nos iba explicando la historia. También saber lo que hizo Edelstam, que fue muchas veces para tratar de ayudar a los detenidos. Los derechos humanos no son un asunto de derecha o izquierda, son universales, por lo tanto, siempre hay que promoverlos».

«Chile tiene un futuro próspero»El diplomático señaló que ve a Chile como «un país con recursos estratégicos centrales para la transformación económica mundial, con cobre, litio e hidrógeno verde».

«Por su puesto que con la inflación la situación para los chilenos y chilenas es difícil, pero tienen un futuro próspero y las empresas suecas ven muchas posibilidades para invertir», afirmó.

En esa misma línea, aseveró que «no es ninguna coincidencia que Ikea eligiera a Chile para poner su primera tienda en el continente, una empresa que hoy entrega 1.500 empleos directos».

Sobre la delincuencia, Wiklund destacó que «Chile, comparado con la región, todavía es seguro. Ahora, si la tendencia (del crimen organizado) empeora, es para preocuparse, pero hasta ahora las empresas de mi país no me han dicho nada, no ha sido un tema».

«No veo como Chile no vaya a tener un futuro próspero, lo tienen todo», indicó, agregando que en el país «el debate me parece muy oscuro, negativo a veces; tal vez sea la naturaleza humana que hace hincapié más en los problemas que en los desafíos».

Noticias relacionadas

Madre e hijo fueron condenados por microtráfico de drogas

ATENTOS

«Lo que nos hicieron, no se le hace a un ser humano»: Migrante víctima de quema de carpas en Iquique

ATENTOS

Fallo unánime: transeúnte será indemnizado tras sufrir fractura en vereda de Recoleta

Atentos.cl